Have a question?
Message sent Cerrar

Metanoia Blog

El tiempo es linear y tiene un principio y un fin. 
Principio ____________ FIN

 

El Reino de Dios es un Reino eterno sin fin.

Somos espíritu, tenemos un alma y vivimos en un cuerpo (nuestro cuerpo vive aquí en la Tierra en el tiempo). Nuestro espíritu está sentado en lugares celestiales con Cristo en la eternidad y nuestra alma (mente, emociones y voluntad) son intermediarios entre lo temporal y eterno o lo natural y espiritual.

y juntamente con él nos resucitó, y asimismo nos hizo sentar en los lugares celestiales con Cristo Jesús, Efesios 2:6, RV 1960

Nuestro espíritu está sentado en lugares celestiales en Cristo mientras nuestro cuerpo está en la Tierra. Nuestra alma (mente, emociones y voluntad) es mediador entre los dos reinos. El reino en el cual nos enfocamos organiza nuestra vida.

Podemos ser conductos o distribuidores de Su poder, paz, vida, sanidad y liberación.

“y nos has hecho para nuestro Dios reyes y sacerdotes, y reinaremos sobre la tierra.”
Apocalipsis 5:10, RV 1960

Recuerda que los sacerdotes ministran primero a Dios y después al pueblo.

Intimidad y sumisión a Dios nos lleva a tener dominio y poder en la Tierra.

El nivel de intimidad que desarrollamos con Jesús.
El nivel de sumisión de nuestra voluntad a la voluntad del Padre.

Y el nivel de receptividad y sumersión en Espíritu Santo será el nivel de amor, sanidad, liberación y poder que vamos a manifestar en la Tierra.

Ayúdanos Señor a arrepentirnos y cambiar nuestra manera de pensar y actuar. Diariamente entrando en Tu Presencia para abrazar Tu majestad y ser transformados a Tu Imagen y así recibir una impartición fresca del poder de Tu Espíritu para reflejar Tu gloria, poder y Reino al mundo, Amén.

ORACIÓN:
Padre Te pido en el nombre de Jesús que nos ayudes a escuchar y discernir Tu Presencia, Tu voz y Tu voluntad para nuestras vidas, nuestra ciudad y nación. Concédenos, a Tus siervos, el proclamar Tu voluntad sin temor alguno. Jesús eres el Salvador, Sanador y Libertador del mundo y nosotros somos Tu cuerpo. Extiende Tu mano para sanar y hacer señales y prodigios, trayendo Tu Reino a la Tierra por medio de nosotros. Se glorificado en nuestra vida, ciudad y nación de una manera poderosa. Límpianos, sánanos, libéranos y haznos un canal por donde fluya Tu amor, paz, vida y poder EN nosotros y POR MEDIO DE nosotros a los que nos rodean. Haznos distribuidores de Tu Reino en la Tierra para salvar, sanar y liberar En el Nombre de Jesús. AMÉN

¡Inscribirse AQUI para ser notificado de noticias y blogs!

¿Has decido entregar tu vida a Jesús?

Ayúdanos a bendecir naciones con cursos gratis

Descubre Nuestro Blog

Disfruta Recursos Gratis